Ada Weel Olsen y Kamilla Mårvik Derås fueron  encargados para realizar el Branding the Stage.

La intención de sus creadores fue hacer una liga entre la cerveza y la música es por eso que lo delicado en los trazos, movimiento y la referencia a notas musicales dio como resultado un logotipo que plasma de una manera ideal el objetivo inicial.

Las etiquetas diseñadas destacan las cualidades del logotipo y dejan de fácil lectura al mismo. Como siempre, la constante de “más es menos” queda de manifiesto en este magnífico banding.

14bbf928449439.55c0dd7abbab9 e2f47928449439.55c114d64b1b0 b06a3b28449439.55c0df8f1d5e0 1aa68928449439.55c108327bfa1